Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos

Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos
Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos. Pincha sobre la imagen para ir al enlace

domingo, 15 de abril de 2018

Fragmento de "Crónica de una muerte anunciada".

En la presente entrada os dejamos unos modelos de comentario crítico encaminados a la preparación de la EVAU a partir de la lectura y reflexión de un fragmento de Crónica de una muerte anunciada de Gabriel García Márquez.  Por la temática que se aborda los incluimos dentro de las actuaciones del Plan de Igualdad.

Texto.


Sin embargo, lo que más le había alarmado al final de su diligencia excesiva fue no haber encontrado un solo indicio, ni siquiera el menos verosímil, de que Santiago Nasar hubiera sido en realidad el causante del agravio. Las amigas de Ángela Vicario que habían sido sus cómplices en el engaño siguieron contando durante mucho tiempo que ella las había hecho partícipes de su secreto desde antes de la boda, pero no les había revelado ningún nombre. En el sumario declararon: «Nos dijo el milagro pero no el santo». Ángela Vicario, por su parte, se mantuvo en su sitio. Cuando el juez instructor le preguntó con su estilo lateral si sabía quién era el difunto Santiago Nasar, ella le contestó impasible: -Fue mi autor. Así consta en el sumario, pero sin ninguna otra precisión de modo ni de lugar. Durante el juicio, que sólo duró tres días, el representante de la parte civil puso su mayor empeño en la debilidad de ese cargo. Era tal la perplejidad del juez instructor ante la falta de pruebas contra Santiago Nasar, que su buena labor parece por momentos desvirtuada por la desilusión. En el folio 416, de su puño y letra y con la tinta roja del boticario, escribió una nota marginal: Dadme un prejuicio y moveré el mundo. Debajo de esa paráfrasis de desaliento, con un trazo feliz de la misma tinta de sangre, dibujó un corazón atravesado por una flecha. Para él, como para los amigos más cercanos de Santiago Nasar, el propio comportamiento de éste en las últimas horas fue una prueba terminante de su inocencia. La mañana de su muerte, en efecto, Santiago Nasar no había tenido un instante de duda, a pesar de que no sabía muy bien cuál hubiera sido el precio de la injuria que le imputaban. Conocía la índole mojigata de su mundo, y debía saber que la naturaleza simple de los gemelos no era capaz de resistir al escarnio. Nadie conocía muy bien a Bayardo San Román, pero Santiago Nasar lo conocía bastante para saber que debajo de sus ínfulas mundanas estaba tan subordinado como cualquier otro a sus prejuicios de origen. De manera que su despreocupación consciente hubiera sido suicida. Además, cuando supo por fin en el último instante que los hermanos Vicario lo estaban esperando para matarlo, su reacción no fue de pánico, como tanto se ha dicho, sino que fue más bien el desconcierto de la inocencia.
Gabriel García Márquez, Crónica de una muerte anunciada


Modelo 1 realizado por la alumna Paula Borrego.


El presente fragmento pertenece a la novela Crónica de una muerte anunciada del colombiano Gabriel García Márquez, escritor galardonado con el Premio Nobel de Literatura en 1982, que formó parte  del grupo de narradores que impulsaron la narrativa hispanoamericana en los años 60, más conocida con el término de "boom", y que falleció en 2014 dejando tras sí una importantísima creación literaria y obras tan magistrales como Cien años de soledad

Esta obra está basada en hechos reales que aparecieron en la prensa y que sirvieron de inspiración para el escritor: en 1951 se casó una pareja y en su primera noche de bodas, el marido descubrió que su mujer no era virgen, por lo que este devolvió a su esposa a casa de su suegra. A las pocas horas del hecho, el hermano de la mujer repudiada dio muerte al supuesto causante de la deshonra.

En Crónica de una muerte anunciada aparecen temas como el honor, la violencia, la religión, la fatalidad, el humor o el amor, pero en este fragmento el tema principal es la falta de pruebas que demuestren que Santiago Nasar fuese el verdadero culpable de la deshonra de la que se le acusa. Aún así, a pesar de la inexistencia de dichas pruebas, la declaración de Ángela Vicario hizo que Santiago Nasar fuera asesinado por los gemelos Vicario. Entonces, sabemos que Santiago perdió la vida debido a una acusación falsa sobre él y, aunque Ángela sabía lo que sus hermanos pretendían, mantuvo su declaración como cierta y nunca contó la verdad.

Pero, ¿qué es lo que hace que una joven mienta sobre la identidad del que causó su deshonra, aun a sabiendas de que un inocente moriría? El motivo podría ser la tesis del incesto defendida por Hanna Zander, quien considera que el verdadero causante de la deshonra fue el propio padre de Ángela Vicario. Este hecho explicaría por qué la chica nunca confesó la verdad, y explicaría además el miedo que sentía en una sociedad en la que la figura femenina tenía poco valor pues la mujer estaba al arbitrio de las decisiones de los hombres y tenía como único fin en la vida casarse, tener hijos y, por supuesto, cuidar a su marido.

Intento ponerme en la complicada situación de Ángela Vicario, quien, además de vivir en esa sociedad machista, pertenecía a una familia que la maltrataba, que consideraba que su felicidad no era importante y que la obligó a casarse aún sabiendo que no era lo que ella quería; y, sinceramente, aunque comprendo el horror que vivió e hizo que tomara esa decisión, yo, personalmente, no aguantaría vivir con la angustia de saber que la mentira que yo inicié y mantuve hasta el final fue la causa por la que un inocente dejó de vivir.¿Podrías hacerlo tú?

Finalmente, he de decir que hoy en día que el contexto que desencadena esta tragedia  se repite en algunas partes del mundo en donde siguen imperando absurdos códigos del honor y en donde la mujer no tiene ningún derecho ni capacidad de decidir por sí misma. Me parece lamentable que, en pleno siglo XXI, este hecho sea considerado como "normal" en muchos países, y es muy triste que tantas mujeres se sientan identificadas con Ángela Vicario. Tomemos conciencia por ello y luchemos.

Modelo 2 realizado por el alumno Nicolás Torres.

El presente texto que vamos a comentar pertenece a la obra  Crónica de una muerte anunciada publicada en 1981 por el autor colombiano Gabriel García Márquez, integrante de la nómina de narradores del "boom" hispanoamericano en los años 60. El citado escritor fue galardonado con el premio Nobel de Literatura en 1982 y ha pasado a la historia por ser uno de los grandes novelistas de la literatura contemporánea.

Crónica de una muerte anunciada cuenta la historia de cómo Bayardo San Román, esposo de Ángela Vicario, descubre en la noche de bodas que su reciente esposa no es virgen, situación que le obliga a repudiarla y devolverla a su familia. Por tal hecho la familia de la novia queda deshonrada públicamente y Ángela Vicario se ve obligada a mentir y a culpar a un inocente (Santiago Nasar) de su deshonra ("Él fue mi autor" confiesa ante el juez instructor del caso).

Dentro de los distintos temas que se tratan en esta obra como pueden ser la violencia, el honor, la religión, la fatalidad, el humor o el amor, en este fragmento podemos destacar el honor que es visto como el rígido código que todos acatan y el cual refleja el concepto puritano, retrógrado e hipócrita que esa sociedad tenía de las relaciones de pareja . 

A mi juicio los hermanos Vicario actuaron obligados por el cumplimiento de un rígido código del honor que les llevó irremediablemente a asesinar a un inocente para lavar la imagen pública de su familia que había sido mancillada la noche en que su hermana fue devuelta por su esposo. Mataron a Santiago Nasar sin verificar si su hermana decía la verdad, solo por una absurda acusación. Pero lo escalofriante de la situación, a mi parecer, es la sangre fría que tuvo Ángela Vicario sabiendo que por su acusación un inocente podía morir. 

En una sociedad tan retrógrada como la del pueblo en la que suceden los hechos y en la que una familia se ve deshonrada al descubrir que su hija no llegó pura al matrimonio, podemos ver la mentalidad tan machista que tenía la sociedad de la época, a la cual le importaba más el honor que la vida misma. Este tema, en cuanto a lo que es concepto de honor y de honra, y de fama y apariencia,  lo podemos relacionar con El lazarillo de Tormes y de modo concreto con el episodio del escudero, quien por  mantener su condición de hidalgo prefería pasar hambre antes que trabajar. 

Para concluir, Santiago Nasar murió por una causa injusta y absurda, por un trasnochado concepto del honor y de la honra que valoraba más la imagen pública y el qué dirán que la vida de una persona inocente.

Modelo 3 realizado por el alumno David Ganfornina.


El fragmento que vamos a comentar pertenece a la obra Crónica de una muerte anunciada, la cual fue publicada en 1981 por el escritor colombiano Gabriel García Márquez y fue incluida en la lista de las diez mejores novelas en español del siglo XX por periódico El Mundo.

Esta obra nos cuenta la historia de Santiago Nasar, un joven que sin saberlo, se convierte en el culpable de la deshonra de Ángela Vicario y de su familia cuando la joven lo acusa tras ser rechazada por su esposo en la noche de bodas. La obra nos narra con continuos saltos temporales, los últimos momentos de la vida de Santiago, cómo  fue asesinado por los hermanos Vicario y cómo nadie trató de impedirlo.

De entre los diversos temas que aparecen a lo largo de la obra como  la violencia, la religión, la fatalidad,  el destino, el humor o el amor, cabe destacar en este fragmento el tema del honor y de la honra, y de la venganza de sangre. Es  precisamente este honor, o más bien la defensa del código que lo sostiene, el culpable de la muerte de Santiago Nasar. En el contexto en el que se desarrolla la historia el hecho de que una mujer no llegara virgen al matrimonio suponía una deshonra para toda su familia, y si se descubría quién había sido el culpable, la familia estaba en el derecho de vengar la deshonra para lavar su imagen pública sin que ello supusiera la intromisión de sus vecinos. Todo ello se manifiesta en la obra y en este fragmento en el que el juez instructor no encuentra prueba alguna de la culpabilidad de Santiago Nasar y en el que se observa que todos mienten para mantener los códigos que sustentan la sociedad en la que viven. Y, por supuesto, un hecho que deja claro la obra y en concreto este fragmento es que Santiago Nasar era inocente, lo que se puede observar en su actitud de despreocupación el mismo día de su muerte, y en el hecho de que los hermanos Vicario realmente no querían matarlo sino que se vieron presionados por las circunstancias.

Como podemos observar en el trágico trasfondo de esta historia se encuentra el sistema patriarcal y machista que es la base de este código del honor y de la honra, y el concepto de posesión de la mujer  por parte de los hombres. Por desgracia, esta situación sigue presente en la actualidad en algunos países orientales en donde las mujeres viven situaciones parecidas o peores que las de Ángela Vicario. 

En conclusión, un inocente como Santiago Nasar asumió las consecuencias una mentira y fue el chivo expiatorio de una sociedad hipócrita que seguía manteniendo un draconiano concepto del honor y de la honra.   

No hay comentarios: