miércoles, 12 de enero de 2011

“…hagas lo que hagas ámalo, como amabas la cabina del cine Paradiso.”


Empezamos así la reseña del programa “Jueves de Cine” correspondiente al miércoles 12 de enero de 2011. Y es que esta evocadora película del director italiano Giuseppe Tornatore es nuestra recomendación en vídeo para el fin de semana; por eso, su conocidísima banda sonora, del compositor Ennio Morricone, nos acompaña durante todo el programa. Recuerdos de una infancia en tiempos difíciles y un gran amor por el cine son el eje argumental de esta obra que recibió el Óscar a la Mejor Película Extranjera en 1989.

En cuanto a los estrenos de la semana, nos centramos esta semana en dos películas: “También la lluvia”, de la directora española Icíar Bollaín, y “El discurso del rey”, del británico Tom Hooper.

La primera es la película que presenta la Academia española para su posible nominación a los Oscar. Como indica el crítico Julio Rodríguez Chico, “También la lluvia” es un relato a caballo entre la ficción y la realidad, un homenaje al mundo del cine y un paralelismo entre dos momentos históricos. Una película impecable en el apartado técnico y con interpretaciones convincentes. Así que con una calificación de 7 esta es nuestra recomendación española de esta semana.
La segunda es una película ambientada en la Inglaterra de los años previos a la Segunda Guerra Mundial, con una magnífica interpretación de su trío de protagonistas: Colin Firth (lo recordaréis por éxitos como la saga de Bridget Jones), el veterano Geoffrey Rush y Helena Bonham Carter. El discurso del rey se basa en la anécdota de la superación de un trauma y disfruta de excelentes actores, una perfecta ambientación y unos diálogos inteligentes, llenos de sutileza y de humanidad en el retrato. El rey Jorge V de Inglaterra se muere y su hijo mayor no da muestras de madurez ni de tener dotes para el gobierno. Por su parte, Albert —segundo en la sucesión al trono— arrastra serios problemas de dicción que le incapacitan para llegar al pueblo con convicción. Mientras, Europa se siente amenazada por un señor con bigote que habla muy bien, que enardece a las masas y que atemoriza al mundo con sus aires de grandeza. Son los albores de la Segunda Guerra Mundial, y es urgente que Albert supere su tartamudez y unos miedos que le encorsetan desde la infancia. Esta película se anuncia como una de las favoritas a los próximos Oscar en las principales candidaturas. También la recomendamos con un 7.

Por último, hacemos referencia en el programa a las nominaciones a los XXV Premios Goya que se han hecho públicas en los últimos días: “Balada triste de trompeta”, “Pan negro” y “También la lluvia” concentran la mayor parte de las candidaturas importantes. Volveremos a los Goya en los próximos programas.
Javier Tinoco

1 comentario:

lidy_kuervo dijo...

-¿Vamos a la disco esta noche?
- Sí. ¿Por qué no?
-Pero, ¿tú te vas a asear y a poner ropa limpia?
-Claro. ¿Es que tú no?
-No. Porque no me gusta salir bien aseada y con ropa limpia para después salir de la discoteca y tener mal olor, y todo por culpa del tabaco.
Conversaciones de este tipo se producen en nuestro entorno cada día, a raíz de una adicción que, además de hacer daño a quienes la prueban y consumen, perjudica a los que están a su alrededor. Y, ya es no por la inhalación del humo, sino por las infinitas probabilidades de contraer múltiples enfermedades como el cáncer e incluso morir.
El texto que estamos comentando hace referencia a la anterior Ley Antitabaco que obligó a que muchos bares y restaurantes tuvieran que gastarse el dinero en habilitar espacios para fumadores y no fumadores, pero la actual Ley recientemente aprobada es mucho más restrictiva y contempla la prohibición de fumar ya en todos los lugares públicos, en espacios cercanos a parques infantiles, en hospitales y a menos de cincuenta metros de un colegio o instituto. Del mismo modo, si vemos a una persona que está quebrantando dicha Ley, podemos denunciarla y la sanción es bastante considerable.
En cualquier caso, pienso que esta Ley a pesar de ser muy beneficiosa para la salud pública e individual, es excesivamente restrictiva dado que tanta prohibición solo aumenta el riesgo de que las personas se la terminen saltando. Ahora bien, yo me pregunto: ¿si es tabaco es tan malo para la salud, por qué no lo quitan del mercado? Claro está que el Gobierno se beneficia de cada cajetilla de tabaco que se vende (un 80%.), y los intereses económicos que se mueven entorno al negocio del tabaco son muy poderosos.
(Lidia Durán Cabrera 2ºbachillerato B)