Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos

Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos
Entorno Informacional Específico sobre la Laguna de los Tollos. Pincha sobre la imagen para ir al enlace

martes, 26 de febrero de 2013

Popkesí: La Buena Vida 1 (1992-1999)

Esta semana protagoniza nuestro espacio uno de los grupos fundamentales de las dos últimas décadas: hablamos de los donostiarras La Buena Vida. En esta primera parte nos centraremos en los años que van desde el 92 al 99. El grupo estaba formado por Irantzu Valencia, Mikel Aguirre, Pedro San Martín, Javier Sánchez, Raúl Sebastián y Borja Sánchez.

Aunque comienzan en el 88, su presentación oficial se produce en julio de 1992 en la primera fiesta de la discográfica Siesta que, por aquel entonces, también empezaba. Aunque sólo contaban con una maqueta con unas pocas canciones, Siesta les da la oportunidad y obtienen en Madrid un rotundo éxito. La maqueta comienza a escucharse en la radio y a finales de ese año publican su primer EP “La Buena Vida” que se abre con su tema más destacable: Hoy es domingo con influencias de The Smiths.  La producción es deficiente sobre todo en el aspecto vocal pero la acogida es inmejorable. La portada será de su habitual desde entonces: Javier Aramburu.

Su esperadísimo primer LP  sale en agosto de 1993, repitiendo en los estudios De Lucas en San Sebastián, y de nuevo con el nombre de La Buena Vida. El disco contiene 13 temas ya conocidos porque habían sido tocados en sus conciertos y sigue su línea de ritmos ágiles, voces alegres y extrema candidez. Aunque los medios son escasos, la evolución musical es perceptible tanto en instrumentos como en voces y dejaba asentada una nueva forma de entender la música que se vino a llamar Donosti Sound junto a grupos como Family, Le Mans, El joven Bryam o Daily Planet. Su éxito En Bicicleta ya presagia lo que el grupo nos iba a deparar.

Los éxitos y las buenas críticas siguen aumentando y unos meses después de la salida de su primer LP lanzan en 1994 un Ep con cuatro temas inéditos, otra vez bajo el título de “La Buena Vida”. En él se palpan algunos cambios en Malabares que aunque conserva su esencia infantil tiene una visión distinta en las melodías al estilo de Duncan Dhu con magníficas guitarras y coros. El grupo no para de dar conciertos y acaparar protagonismo. Rockdelux los escoge como mejor grupo en directo del año.

Su segundo LP  aparece a finales de 1994 con el título de la  "La Buena Vida" aunque para distinguirlo de los tres discos anteriores será conocido como su primer tema: Los Mejores Momentos, impregnado de esa especie de alegre tristeza que caracteriza al grupo. Sin separarse de su línea, el disco muestra una mejoría en letras y sonidos con un cierto aroma de los 60. El grupo comenzaba a desprenderse del aire naif e inocente de sus primeras canciones y a incorporar los primeros arreglos de viento y cuerda. Con este disco llegan a un público más amplio, continúan las actuaciones, es elegido nuevamente mejor directo del año y se consolida como uno de los grupos líderes del indie español.

En 1995 editan un nuevo EP “Magnesia” con cuatro temas, entre ellos el que da título al disco Magnesia, que se convertirá en uno de sus grandes clásicos. Este disco rompe en cierta forma con el pasado y supone una sustancial mejora en música y composición. No abandonan su esencia frágil ni sus clásicos paparapás pero sus letras muestran una mayor y esperada madurez.  Ese año se estrenan en un evento de gran magnitud como es la primera edición del Festival de Benicassim. La Buena Vida ya se han hecho un hueco en la música indie española. 

El final del verano del 95 hace que por diversos motivos los componentes se dispersen lo que afectará a su ritmo de trabajo por lo que su siguiente Lp, Soidemersol, no saldrá hasta 1997. La madurez adquirida por el grupo hace que este nuevo disco se conciba como algo grandioso con unos fabulosos arreglos orquestales, impensables hasta ese momento. Siesta llega a la conclusión que sólo se puede conseguir ese objetivo pasando el grupo a una multinacional: Mercury-PolyGram. Tras buscar a productores de prestigio, deciden producirse ellos mismos ya que tenían los arreglos muy claros y definidos. Soidemersol está considerado como el álbum más importante de la Buena Vida por el viraje y el salto de calidad que supuso en su carrera llegando a un lirismo inusual y sublime. Los temas fueron muy trabajados y se decidió incorporar el piano de Joserra Semperena, que se convertirá en colaborador habitual y una orquesta de veinte músicos que se grabó en Londres bajo la batuta de Louis Phillippe. La mezcla final se hace en Madrid en el otoño del 96, el extraño nombre del disco se debe a un restaurante que frecuentaba el grupo por entonces. El tema que se elige como avanzadilla de este disco será Pacífico, uno de los mejores ejemplos de la belleza instrumental y la delicadeza que desprende el álbum. El segundo sencillo será uno de los mejores temas en la carrera de la Buena Vida, Desde hoy en adelante. Aunque la preparación del disco para el directo no es fácil, la presentación en Barcelona y Madrid se saldan con rotundos éxitos ante un público entregado.

La relación con la multinacional se va enfriando al mismo tiempo que La Buena Vida se va convirtiendo en un grupo de culto, en el que, de manera natural, las letras y las melodías van evolucionando para hacerse más complejas. Entre julio de 1998 y febrero de 1999 se graba su cuarto LP: Panorama, otra vez en Siesta, incorporándose definitivamente José Luis Lanzagorta a los teclados. Panorama se ha definido como un disco espiral porque gira sobre sí mismo en torno a una sensación de dulce amargor. El grupo se ha terminado de encontrar y se ha definido abandonado totalmente la candidez y la inocencia de sus inicios haciéndose más nocturnos, urbanos y melancólicos. El disco continúa con la fórmula del disco anterior, es decir arreglos orquestales en unas composiciones deliciosas, pero dejan de lado las guitarras frente a los teclados y sintetizadores. Como single de presentación se elige Tormenta en la mañana de la vida  que será seleccionada por Rock de Luxe como una de las mejores canciones nacionales del año. El otro tema que hemos seleccionado es bonus track con el que se cierra el disco Panorama, una pieza breve que encandila y enamora como el resto de las canciones. Las actuaciones programadas por todo el país a raíz de este disco se saldan con un éxito arrollador que confirman la situación de privilegio de la Buena Vida en la escena independiente española y también internacional pues este disco se editará en Corea. Pero la historia sigue y en otro programa nos adentraremos en los 2000.
 
Fuentes:
 

2 comentarios:

GEHA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
GEHA dijo...

Una vez más, gracias a los impagables programas de “Popkesí” recordamos/descubrimos la trayectoria de un grupo imprescindible para conocer la evolución de la música pop española. Afirmo esto porque “La Buena Vida” es como un mapa “biológico” de cómo puede evolucionar vitalmente este tipo de música, desde los asuntos intrascendentes y relajados del comienzo (como si fuera la infancia y adolescencia del sujeto) hasta los temas más profundos, reflexivos y melancólicos que inundan etapas posteriores (siguiendo con los paralelismos, como si se tratara de la edad adulta). Este singular grupo utiliza de manera extraordinaria los sonidos de los instrumentos clásicos (“acústicos” según la terminología de este ámbito musical), especialmente el piano, la guitarra y la batería, dando mucho protagonismo a la línea melódica frente al resto de los recursos. Las canciones electrónicas también están presentes en su carrera, pero en menor medida. De hecho, este conjunto ha manifestado en varias ocasiones no ser muy proclive a lo electrónico, aunque no exista un rechazo radical a ello. De hecho, en los EPs “Magnesia” (1995) y “Eureka” (2000), y en una parte de su disco “Panorama” (1999) encontramos este tipo de propuestas. No obstante, como decíamos, su terreno natural es el acústico, con cuidadas melodías y muy bien planificados arreglos orquestales, gracias a los cuales la voz de Irantzu Valencia luce de modo atractivo. Quizás en todo ello estén parte de las características definitorias de lo que se ha dado en llamar el Donosti Sound. A las muchas excelencias musicales habría que añadir el acierto de las expresivas letras de las canciones, en las que casi siempre se habla de asuntos cotidianos, con una sensibilidad y calidez que dulcifica el ánimo del oyente, que consigue llegar al corazón. Las referencias en el imaginario musical de “La Buena Vida” son múltiples: Marvin Gaye, The Smiths, Neil Young o Georges Moustaki están de alguna forma presentes, aunque esto no comprometa la personalidad inequívoca del grupo, en la que tan importante es lo que se dice como el tono con que se expresa lo dicho. “Desde hoy en adelante” es una de mis canciones favoritas de “La Buena Vida”, por lo que me hace feliz que se haya incluido en el programa.
Espero con mucho interés la segunda parte prometida por el conductor de “Popkesí”, en la que continuará su magnífico recorrido por la carrera uno de los mejores grupos españoles de la últimas décadas.